CUATRO NUEVOS SACERDOTES

CUATRO SACERDOTES Y TRES DIÁCONOS PARA LA DIÓCESIS.

Mons. Luis Felipe Gallardo Martín del Campo, SDB ordena diáconos a: Rigoberto Cansino Leyva, José Antonio Cortés López y Julio Flores Aranza.

También Ordena Sacerdotes a: Sergio Alberto Utrera Verdejo, René Morales Rivera, Eric Enrique Huerta Cortés y Sergio Julián Desiderio.

La celebración eucarística se llevó a cabo en el “Seminario Mayor San José” en punto de las doce del día. Mons. Luis Felipe fue acompañado por el Presbiterio Diocesano juntamente con la participación de los fieles entre ellos los familiares y amigos de los candidatos al ministerio sacerdotal y diaconal.

Al inicio de la Celebración el señor Obispo dijo – en  esta solemnidad que la iglesia, y somos todos, dedica a honrar al Sacratísimo Corazón de Jesús, él nos regala a través de esta misma iglesia diocesana, nuevos sacerdotes, nuevos diáconos según su corazón, nos pidió que  esa fuera para todos nosotros la intención de nuestra participación en la Santa Misa.

Continúo diciendo – que  Dios bendiga a estos candidatos al Ministerio Sacerdotal y diaconal, y mientras celebramos la Eucaristía, también nosotros  ofrecemos nuestras vidas para corresponder al infinito amor que el Padre nos tiene y nos ha manifestado en su Hijo Jesucristo.

Después de escuchar la Palabra de Dios, se hizo llamar a cada uno de los candidatos al orden diaconal, a estos el obispo les dijo –  en cuanto a ustedes hijos míos que van hacer ordenados diáconos el Señor les dio el ejemplo para que lo que él hizo lo hagan ustedes en su condición de diáconos, es decir, en servidores de Jesucristo, que se mostró servidor entre los discípulos siguiendo gustosamente la voluntad de Dios; sirvan con amor y alegría tanto a Dios como a los hombres.

También llamaron a los candidatos del Orden sacerdotal a los cuales Monseñor les dijo – estarán  al servicio de Cristo Sacerdote Supremo y Pastor, al unirlos al  sacerdocio de los obispos esos presbíteros y diáconos quedarán  ordenados para anunciar el evangelio para santificar y apacentar al pueblo de Dios y celebrar el culto divino, principalmente el sacrificio divino del Señor.

Con el auxilio de Dios deben trabajar de tal modo que en ellos reconozcan a los verdaderos discípulos, de aquel que no vino a ser servido sino a servir.

Gracias al Sagrado Corazón de Jesús hoy viernes 8 de junio tenemos 4 sacerdotes más en nuestra Diócesis de Veracruz para gloria de Dios.