BENDICIÓN DE LA CASA DE VIFAC.

Se le realizó una entrevista a Mons. Luis Felipe Gallardo Martín del Campo, SDB sobre la casa que ha ofrecido a VIFAC  por parte de la Diócesis de Veracruz.

AUDIO COMPLETO DE LA ENTREVISTA.BENDICIÓN CASA VIFAC.m4a

Es una casa que es propiedad de la diócesis y como dato se ha ofrecido para albergar esta unidad de Vida y Familia (VIFAC) es una asociación Civil que apoya a las mamás embarazadas que tienen problemas de poder llevar a delante su embarazo, y que no lleguen a tomar las decisiones extremas, de querer abortar, sino que en un plan solidario atendiéndolas en todo sentido, desde luego, de salud, de manutención, de asesoría médica, de asesoría psicológica, de programas de superación personal, en fin.

Diríamos es un apoyo integral de tal manera que se les va a acompañando, se les va ayudando. Y al final si en realidad la situación de la mamá pudiera ser tan precario, difícil de poderse quedar con su bebé, también se les ayuda en el proceso de adopción para que puedan tener una familia estable, una familia que pueda llevar a delante la educación de esas creaturas.

Pero sucede que casi el 90% se queda con el bebé. Sí, es que el instinto materno es tan poderoso que haya sido como haya sido el cauce del problema, pues si, se quedan con el bebé, es algo maravilloso.

YA CUANDO DESCUBREN LA MATERNIDAD.

Sí, es que reconocen ellos, aparte la ternura de la criaturita, lo indefenso que son, es una vida humana, es tu hijo, es tu hija, es un conjunto de cosas, que lógicamente dan el esfuerzo total las mamás, para llevar adelante la educación de su criaturita.

¿HAN NOTADO QUE SE HA AUMENTADO EL EMBARAZO EN JÓVENES?

Pues mira las estadísticas no las tengo yo muy frescas como para poderte decir el número es tal, pero el asunto es que el problema continúa no se ha resuelto.

Lo que si nosotros hemos podido comprobar y de eso hemos impulsado unos programas de educación afectiva sexual para adolescentes, es que con un programa que se llama latidos conscientes se les acompaña a los jóvenes en secundaria, por ejemplo verdad, en preparatoria, a que se den cuenta lo que significa relación hombre-mujer, el verdadero amor, el significado que tiene el cuerpo humano, la sexualidad, los valores, qué significa todo eso. De tal manera que a ellos se les da un panorama de toda esta realidad, pero en un sentido positivo de valores.

Esto ya se ha experimentado con proyectos pilotos, en secundarias, bachilleratos en Chihuahua, por ejemplo, los industriales hicieron pues una prueba. Cuatro, cinco escuelas que llevaron este proyecto y cuatro, cinco escuelas que llevaron el proyecto del gobierno: del condón, de este tipo de cosas, pues aquello seguía igual, y  estos bajaron casi a cero, los embarazos.

¿Y SE PODRÍA IMPLEMENTAR AQUÍ EN VERACRUZ?

De eso se trata, estamos tratando de que se capaciten más. Ya se hicieron tres sesiones, podríamos decir, tres fines de semanas con las diócesis de Córdoba y Orizaba, Xalapa y Veracruz, Papantla y Tuxpan, faltan todavía Coatzacoalcos y San Andrés. Y queremos nosotros replicarlo para capacitar maestros, maestras, capacitar a padres de familias y hacer el trabajo en las escuelas.

¿PERO SERÍAN PRIVADAS O PÚBLICAS?

Es igual, te digo esto lo hicieron en públicas, en Chihuahua lo hicieron en públicas.

¿NO HAY PROBLEMAS QUE SEAN ESCUELAS LAICAS?

No hay problema porque está basado en la ciencia. En lo que es, diríamos,  la manera de funcionar de la persona humana, tanto en la cuestión de valores, como en la cuestión  de dignidad y de respeto, como la cuestión de la biología, de la neurología, la sociología, de la medicina, de todo.

Está basado 100% en valores humanos, lógicamente que esto que ya se comprobó, así, verdad, pues es cuestión de darlo a conocer y que se den cuenta que no es simplemente informar, no, tienes tú que formar, al joven,  al adolescente.

Formarlo, abrirles el panorama de qué son los valores, porque si nada más tú te dedicas a informarle, cómo funcionan las cosas, y luego les regalas condones, pues les estas diciendo vete a practicar, imagínate. Pues así, no, de eso no se trata, el ser humano tiene un valor, no es una cosa, para que tú tomas a la novia como cosa y la novia a ti como cosa y simplemente buscar el disfrute, no. Eso trae responsabilidades y trae un contexto de estabilidad, de compromiso de por vida para educar a los hijos ya para ser padres para los hijos.

Entonces estas cosas hay que tomarlas en un sentido de totalidad, de otra manera estamos engañando a la sociedad, estamos engañándolos a ellos.